Bebidas light, ¿Buenas o malas?

Dados los índices de obesidad actuales en Estados Unidos, es común el uso de diferentes productos bajos en calorías, siendo protagonistas en gran parte de las comidas de los americanos. Por ello, en Esbeltex hablaremos sobre las bebidas light, ¿buenas o malas?

Las bebidas sin calorías o bebidas light han sido partícipes de esta situación, apoyadas por la publicidad para propiciar la disminución de peso corporal; sin embargo, existen dudas ante el uso de estos productos que prometen ser la solución al problema de sobrepeso y obesidad.

El uso de estas bebidas está relacionado a la disminución de peso, pues no proporcionan calorías, es decir, al quitar el azúcar de las bebidas estamos retirando las calorías / energía que nos proporcionan, por lo tanto, disminuiría el riesgo de padecer sobrepeso u obesidad.

Un estudio demostró que el consumo de bebidas azucaradas es más frecuente en personas que padecen sobrepeso u obesidad.

Esto incluye también el uso de bebidas endulzadas artificialmente, así mismo menciona que “los numerosos estudios disponibles no proporcionan pruebas de que el consumo de edulcorantes artificiales usados como sustitutos del azúcar aporten mayores beneficios en relación al control del peso, la regulación de la glucosa en sangre en pacientes diabéticos ni a la incidencia de la diabetes tipo 2” y “no se debería recomendar el uso de refrescos azucarados ni de bebidas edulcoradas artificialmente como sustitutos del agua”.

El problema en la población está basado en sustituir alimentos. Lo primero que se busca en una persona con sobrepeso u obesidad es modificar sus hábitos de alimentación, entre los que incluye la disminución o eliminación de alimentos dulces que producen una dependencia al sabor y por lo tanto a su consumo.

De acuerdo a estudios recientes, se ha comprobado que el uso de bebidas que utilizan algún tipo de edulcorante (bebidas sin azúcar) también están relacionadas con el aumento de peso en las personas. Existen estudios que mencionan la relación del edulcorante artificial con los niveles de insulina, siendo así que no produce energía, pero si llega a aumentar los niveles de insulina en sangre, lo cual en exceso puede producir diabetes tipo 2.

Como conclusión se pueden consumir este tipo de bebidas, pero debemos recordar que no suple a las bebidas azucaradas, es decir, el consumo en su mayoría debe ser de agua natural que ayuda a hidratar de manera adecuada tu organismo.

El exceso del consumo de azúcares o alimentos dulces propiciará un consumo constante de alimentos dulces (solidos o líquidos), haciendo que las modificaciones en su alimentación no sean las adecuadas y por tanto no crear un hábito saludable.

Conocer más sobre el Control de Peso

Suscríbete a nuestro boletín para recibir promociones especiales
e información importante sobre los productos Esbeltex.